Etiquetas

lunes, 18 de enero de 2021

Trufa puso en primer plano el maltrato a los animales en el país

 Ramón Cruz Benzán

Santo Domingo, RD

 La acción de un hom­bre, captado en un video mientras le propinaba tres patadas a una perri­ta aparentemente de su propiedad, cuando salía de un apartamento en el sector de Bella Vista, en la capital, conlleva cárcel de entre seis meses y un año de prisión.


Así lo establece el artí­culo 66, sobre sanción por crueldad de la Ley 248-12 de Protección Animal y Te­nencia Responsable, del 15 de agosto de 2012.


El caso que involucra a Oscar Arturo Nanita Geró­nimo, quien fue detenido dentro de su vehículo, en el sector Bella Vista, está siendo investigado por la Unidad de Protección Ani­mal del Ministerio Público (UPA), que dirige Marylin Lois Liranzo.


Asimismo, se informó que el detenido será so­metido a estudios psicólo­gos, mientras que la perri­ta Trufa, Bulldog Francés, quedó bajo la custodia de la referida Unidad, cuyo departamento se encarga de recibir, investigar de­nuncias y someter a la jus­ticia a quienes violenten la referida ley.


El audiovisual que cir­cula en redes sociales du­ra 20 segundos y en 10 de ellos se ve al hombre pa­tear al animal doméstico, mientras a este se le escu­cha aullar por el dolor.


A juicio del jurista Ama­deo Peralta, es lamentable que los ciudadanos no co­nocen la existencia de la Ley 248-12, que castiga a las personas por maltra­to, negligencia, que abu­san y aplican crueldad contra un animal, tras se­ñalar que de hecho, que­dan prohibidos los circos u otros espectáculos que emplean animales en to­do el territorio nacional.


Refiere además, que son más graves aún las san­ciones que prevé el artícu­lo 61, acápites 3, 12 y 16, de la misma ley, que califica como “actos de crueldad” maltratar a un animal de forma alevosa, por maldad, brutalidad, egoísmo y satis­facción. Llevar a cabo cual­quier operación dolorosa en un animal de manera no profesional; lastimar o arro­llar animales de manera in­tencional, causar torturas o sufrimientos innecesarios a un animal o le provoque la muerte.


Casos


El 15 de agosto de 2012, Lorenzo Antonio Lora, fue detenido por causar la muerte, de una estocada, a un burro de su propiedad, hecho ocurrido en la co­munidad Las Calabazas de Jarabacoa.


Lora, quien fue detenido mientras transportaba pro­ductos agrícolas en otro bu­rro, expresó qué al momen­to de cometer el hecho “se encontraba bajo los efec­tos del alcohol y que lo hizo porque el animal no quería caminar”.


El 12 de noviembre de 2019, un tribunal le impu­so a Juan Diego Félix, una garantía económica de RD$20,000.00 y visita pe­riódica a la Unidad de Pro­tección de Animales, como medidas de coerción, acu­sado de pintar de azul a un perro de su propiedad en Las Charcas, de Azua.


La coerción fue impues­ta en contra de Diego Félix, luego que fuera apresado tras conocerse a través de un video en el que se veía pintando de azul al can.


Mientras que el 18 de di­ciembre de ese mismo año, el Ministerio Público detuvo a Juan Hilario, acusado de arrastrar a un perro atado de una soga en una calle en el municipio de Jarabacoa.


Mediante un video que circuló a través de las re­des sociales se muestra el momento en que Hilario arrastra al perro atado de una soga.


No hay comentarios:

Publicar un comentario