Etiquetas

sábado, 25 de julio de 2020

China toma represalia y también ordena cerrar consulado de EEUU

AP
Beijing
 Cuatro décadas después de que EEUU establecie­ra relaciones diplomáti­cas con China comunis­ta, las tensiones entre ambas naciones pueden haber alcanzado un mo­mento crucial. Ha sido un camino que siempre fue complicado debido a que las ambiciones de la superpotencia en as­censo chocaban cada vez con más frecuencia con los de la superpotencia establecida.

 China ordenó el vier­nes el cierre del consulado estadounidense en la ciu­dad suroccidental de Chen­gu, en una veloz represalia por el cierre de su consula­do en Houston. Hace dos semanas, el ministro chino del exterior, Wang Yi, pre­guntó en voz alta si las re­laciones podrían mantener­se normales. El jueves, el secretario norteamericano de Estado, Mike Pompeo, respondió: llegó la hora de cambiar de curso.

“El viejo paradigma del compromiso ciego con Chi­na simple y sencillamente

 no funciona”, dijo Pompeo en un discurso en la Biblio­teca Presidencial Richard Nixon en el sur de Califor­nia. “No debemos mante­nerlo. No debemos volver a él”.

Año electoral
El año electoral en Es­tados Unidos atiza las tensiones y el presiden­te Donald Trump pare­ce aprovechar las friccio­nes con China para agitar el apoyo entre su base de simpatizantes. Se reelija Trump o no en noviembre, es una situación que no eliminará las persistentes diferencias.



“Estamos examinando un cambio estructural en la relación, que tendrá conti­nuidad incluso si Trump no consigue un segundo pe­riodo”, dijo Steve Tsang, di­rector del Instituto de Chi­na en la Escuela de Estudios Orientales y Africanos en Londres.

 RELACIONES
Se avivan los conflictos
Cierres.
China ordenó ayer a EEUU cierre su consu­lado en Chengdu, en el oeste del país, tras ale­gar que “la medida to­mada por China es una respuesta legítima y ne­cesaria al acto injusti­ficado de Estados Uni­dos”, según un comuni­cado de la Cancillería.

No hay comentarios:

Publicar un comentario