Etiquetas

Ferretería Andres

Grabación de Eventos

viernes, 1 de marzo de 2019

Advierten riesgos en reparar gomas lisas

Escarlin Pozo Guzmán
Santo Domingo
Tres días despues de emitirse la resolución que prohíbe la instalación y uso de neumáticos en vehículos de motor no aptos para la circulación en las vías públicas, alrededor de 3,000 choferes comenzaron a externar sus preocupaciones ante las especificaciones de esta normativa.

Así lo reveló ayer el presidente de la Central Nacional de Transportistas Unificados (CNTU), William Pérez Figuereo, quien indicó que la resolución no recoge las principales causas de accidentes de tránsito.

Dijo que las especificaciones sobre la profundidad del relieve de los neumáticos, que deben tener al menos 1.6 milímetros para vehículos livianos y 2.5 para los pesados, podría aumentar el número de incidentes en las vías del país.

Ante esta situación, especifica que el Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (Intrant) debería modificar el reglamento 002-2019, antes que siga avanzando, pues considera que la fiscalización de las gomas debe realizarse por el tiempo de uso (vencimiento) y la cantidad de kilometrajes que tenga de recorrido.

“Es importante que se lleve a cabo ese análisis y se pueda incorporar estos nuevos elementos para tener un artículo completo y que venga a darle respuestas al pueblo dominicano”, puntualizó Pérez. El sindicalista de la CNTU indicó que teme que conductores de vehículos livianos y pesados acudan a modificar los neumáticos para que las gomas lleguen a la profundidad que requiere el Intrant.

“Cuando las gomas son socavadas para llegar a la línea que pide esta institución, lo que provocaría es que el cuerpo del neumático sea debilitado, lo que podría provocar una explosión y posteriormente un accidente”, explicó.


Por esta razón hizo un llamado a los conductores para que no acudan a talleres clandestinos y a centros de gomas pertenecientes al “mercado negro”, con la finalidad de innovar las ruedas de sus vehículos. Agregó, además, que “es difícil que los miembros de la Dirección General de Seguridad de Tránsito y Transporte Terrestre (Digesset) puedan darse cuenta que un neumático fue remodelado mientras realizan la medición”. Sostuvo que la segunda preocupación gira entorno a que los choferes del sector público decidan aumentar el pasaje, debido al gasto económico que experimentarían en poco tiempo.

“No me voy a oponer a una medida como esta, pero considero que debe darse un tiempo prudente para que no ocurra un pánico en este sector”, anunció.

Mediante la Resolución Regulatoria 002-2019, la entidad dictaminó que no podrán circular los automóviles o camiones que posean las gomas en malas condiciones, remodeladas, recauchadas y caducadas; incluyendo las que hayan ingresado bajo el régimen de admisión temporal sin transformación y que no cumplan con las condiciones establecidas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario